Sexo Libre

A mi me gustan demasiado las chicas, pero busco mujeres liberales. Me gustan tanto que no he conseguido una que me haga prescindir de las demás. Ya he tenido todo tipo de relaciones.

 sexo libre

 

 parejas liberales

 

Lo que pasa es que cuando comienzo con ellas; pues lo típico; ellas tratan de echarme el lazo; pero cuando se dan cuenta de que mi naturaleza es libre y que no está en mi permanecer con una mujer al estilo convencional, ellas mismas desisten de sus intenciones y aceptan el tipo de relación liberal que yo les ofrezco: sin trampas ni ataduras.

He llegado a salir con varias mujeres liberales a la vez en circunstancias como estas: una de las chicas vivía en una ciudad distinta a la mia; ella me exigía fidelidad; pero en realidad se hacía la vista gorda; decía: ”ojos que no ven, corazón que no siente”. Cuando estaba con ella me entregaba solo a ella y así no se preocupaba si yo había estado con otras durante su ausencia. Otra; que ya había estado conmigo hacía tiempo, no le importaba ir y venir, y hasta yo le contaba sobre las otras mujeres con las que salía. Otra chica era una mujer casada. Como ella seguía con su esposo y tenian una pareja liberal; pues no tenía derecho a reclamo y se aguantaba para no hacerme quejas. Y, finalmente, con otra me reencontré después de años sin vernos y fue a mi casa y lo pasamos de lo mejor como que nunca nos hubiéramos separado.

Como ven; la relación con cada una era muy distinta y siempre liberal pero ninguna se quejaba y de todas recibían mucho cariño y buen sexo. Por supuesto; todas estaban contentas conmigo.

 sexo liberalLas mujeres cuando están enamoradas lo perdonan todo. Con tal de no perderte dejan pasar las situaciones. Cuando se pone muy candente la cosa; lo mejor es tomar distancia hasta que se enfríe y luego la retomas como si nada. Siempre está el riesgo de que se vayan con otro; pero eso pasará si sus intereses ya no son compatibles con lo que tú les ofreces. Nunca falta una estúpida que se va con otro; pero si sigue queriéndote, pues le toca vivir su propia pesadilla.

Mis recomendaciones son: enseñarlas desde el principio a respetar tu espacio; ellas deben saber que tú eres libre y que entre ustedes hay sexo libre, que es algo más fuerte y más valioso que los convencionalismos (llámese fidelidad, monogamia, estabilidad, etc.). Además; ellas deben ser invitadas en tu vida y no pretender ser las dueñas de esta.

Lo otro es que deben sentir que hay emociones y sensaciones que experimentan solo contigo y nunca deben relacionarte con dolor, daño o con malestar emocional. Hay que evitar que tu recuerdo sea causa de rechazo.

También debe haber emociones que les hagan sentir necesidad de tu compañía. Esas serán las anclas que la mantendrán pensando en ti y buscándote siempre como un amante liberal. Debe haber momentos en los que ellas digan: “ojalá él estuviera aquí conmigo”.

Debes ofrecerles rosas con espinas; es decir, siempre deben quedarse con la miel en los labios; deseando más o extrañando algo que les gusta y que en ese encuentro no se lo diste, y debes ser impredecible en el trato. Eso la dejará con ganas de verte de nuevo.

En fin; cada mujer es un mundo. Pero es hermoso que te den su cariño y por supuesto sus encantos. Así que cúrratelo.

Para descargar películas de sexo amateur, haz click aquí.

Compartir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *